Acudir a un psicólogo no es sinónimo de enfermedad mental. Muchas veces, la intervención de un profesional se hace necesaria para aprender a resolver problemas de distintos niveles, desde los problemas de salud mental a situaciones de conflicto que se dan en el ámbito familiar o formas de afrontar vivencias estresantes. Lo que los padres nos comentan en muchas ocasiones es que tras haber decidido pedir ayuda, con el asesoramiento y la intervención han ganado en la calidad del día a día.

La intervención temprana por parte de un psicólogo, ante cualquier problema que pudiera tener su hijo, influye de forma positiva en una recuperación eficaz.

mehrere bemalte KinderhändeAlgunos de los problemas más frecuentes que tratamos son:

  • Ansiedad Infantil
  • Problemas de Sueño
  • Trastorno de la Conducta Alimentaria
  • Duelo Infantil
  • Abusos en la infancia
  • Problemas de eliminación
  • Asesoramiento a padres
  • Problemas de aprendizaje
  • Miedos infantiles
  • Hiperactividad - TDAH
  • Bajo rendimiento escolar
  • Problemas de conducta
  • Acoso Escolar. Bullying

Consulte con verdaderos profesionales para que la solución sea definitiva.