De la esperanza al duelo de la familia Quer

Han transcurrido casi 500 días desde que desapareció la hija mayor de la familia Quer. En concreto, 490 días durante los que tanto su padre, Juan Carlos Quer, como su madre, Diana López-Pinel, y su hermana Valeria deseaban que la investigación de la Guardia Civil les condujera al paradero de Diana, de 18 años

Enlace a la noticia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*